Madrid, 3 de febrero de 1402

Escritura de concordia entre la Villa de Madrid y el Real de
Manzanares sobre comunidad de pastos y caza de una y otro


epan quantos esta carta vieren, cómmo yo Francisco Ferrández, escriuano, vezino de Madrit, procurador que so del Conçeio desta Villa segund se contiene en vna carta de procuración escripta en papel e signada de escriuano público, segund que por él parescía, el tenor de la qual es éste que se sigue:

-Sepan quantos esta carta vieren, cómmo nos el Conceio de Madrit, estando ayuntados en la eglesia de Sant Saluador de aquí de Madrit a canpana rrepicada, segund que lo auemos de vso e de costunbre de luengo tienpo acá con Ferrant Royz e Alfonso Aluarez, alcalles aquí en Madrit por nuestro señor el Rey, e con Johan Sánchez e Gutierre Ferrández e García Royz, que son de los regidores que han de ver fazienda de nos el dicho Conçeio, otorgamos e connosçemos que fazemos e ordenamos e establesçemos por nuestro çierto sufiçiente procurador a Francisco Ferrández, escribano público, vezino de aquí de Madrit, mostrador desta presente carta, especialmente para que por nos e en nuestro nonbre pueda tractar e seguir vn pleito que es entre nos e los omnes buenos de los lugares del Real de Manzanares sobre rrazón del departimiento de los términos e pastos e corta e caça que son contienda entre Madrit e su término, e el dicho Real, e para que pueda conprometer el dicho pleito en manos e en poder de juez o juezes arbitros arbitradores, para que libren e declaren e determinen el dicho pleito e contienda, e si meester fuer, para que pueda otorgar conpromiso e poder abastante a los dichos juez o juezes en la manera que quisiere e por bien touier. E qual conpromiso en la dicha rrazón otorgare, e so la pena e penas que y pusier, tal lo otorgamos e lo avremos por firme, para sienpre jamás. Otrosí, para que pueda determinar e apartar e amojonar los dichos términos e pastos e corta e caça; e si meester fuere, para que pueda fazer juramento de calupmnia, e decisorio, e dezir verdat, e para que pueda presentar en proeua preuillejos e cartas e sentencias, testigos, instromentos, e toda otra manera de proeua, e rreprouarlo e dezir contra lo que por la parte aduersa fuer presentado, e dezir contra ello, así en dichos commo en personas, e para pedir e rresçebir penas e emiendas, pagas e entregas, asentamientos e beneficio de restitución in íntegrum, sy mejor fuer; e para concluyr e oyr sentencia o sentencias así interlocutorias commo difinitiuas, e si mester fuer, consentir o apellar o suplicar, e las apellaçiones o suplicaçiones fazer e seguir, o dar quien las siga; e para substituyr procurador o procuradores, vno o más, quáles e quántos quisiere e menester ouier, e rreuocarlos, cada que quisiere e por bien touier, todavía fincando en su ofiçio de procurador mayor. E generalmente le damos conplido poder al dicho Francisco Ferrández, nuestro procurador, e al substituydo o substituydos del, para que sobre rrazón de lo que dicho es e de cada cosa dello, fagan e puedan fazer e dezir e rrazonar e otorgar todas las cosas e cada vna dellas que nos mesmos podríamos fazer e dezir e rrazonar e otorgar, sy a ello fuésemos presentes, avnque sean tales que rrequieran auer especial mandado. E prometemos de lo auer por firme e por valedero para siempre jamás, e de non yr nin venir contra ello nin contra parte dello en ningund tienpo, nin por ninguna manera, releuándolos de toda carga de satisfación e de aquella clausula que es dicha «judiçio sisti judicatum solui», con todas sus clausulas. E obligamos nos de estar por todo lo sobre dicho e de conplir e pagar todo lo que contra nos fuer judgado. E para lo conplir obligamos todos nuestros bienes auidos e por auer. Fecha en Madrit, en la dicha eglesia de Sant Saluador, treynta días de enero, año del nasçimiento del nuestro Señor Ihesu Christo de mill e trezientos e nouenta e ocho años. Testigos rrogados que estauan presentes, Alfonso Ferrández, fijo de Aluar Ferrández, e Alfonso González, yerrno de García Ferrández, colchero, e Pero Martínez del Castiello, amo de Joan Sánchez de Salmerón, vezinos de Madrit.

E después desto, este día dicho, treinta días del dicho mes de enero e del dicho año, en presençia de mí el escriuano e de los testigos de yuso escriptos, Gonzalo Bermúdez e Alfonso González e Diego Ferrández de Boloña, que son de los rregidores que han de ver fazienda del dicho Conçeio, dixieron que ellos que otorgauan e auían por firme la dicha carta de procuración suso contenida, de la manera que en ella se contiene. Testigos que estauan presentes, Joan Ferrández, escriuano del Rey, e García, fijo de Blas Domingo del Colmenar viejo, e Pedro, fijo de Gil Ferrández, vecinos de Madrit. Es emendado o dize «todo». Yo Pero Alfonso, escriuano público en Madrit por nuestro señor el Rey, fuy presente a todo lo que dicho es con los dichos testigos, e por actoridat que hé del dicho señor Rey lo fiz escriuir, e en testimonio de verdat fiz aquí este mío signo. E yo Johan Ferrández, escriuano del Real de Mançanares, vezino del dicho lugar Manzanares, en nonbre e en boz de los omnes buenos de los pueblos de los lugares del dicho Real de Manzanares, cuyo procurador so, segund se contiene en vna carta de procuración escripta en papel e signada de escriuano público, e por la liçenzia a los dichos omnes buenos e a mí commo su procurador dada e otorgada por don Diego Furtado de Mendoza, señor de la Vega e Almirante mayor de Castiella, e señor del dicho Real de Mancanares, segund se contiene en vna carta del dicho señor Almirante, la qual es escripta en papel e so escripta e sellada con su sello de çera bermeja en las espaldas, los tenores de la qual dicha carta de procuración e de la dicha de liçençia son éstos que se siguen:

-Sepan quantos esta carta de procuración vieren, cómmo nos los omnes buenos del pueblo de los lugares del Real de Manzanares, e Ferrand Martínez de Frías e Pero Ferrández, alcaldes en el dicho Real, que estamos juntados a pueblo en el portal de la eglesia de Sant Martín de la dicha Manzanares a canpana tañida, segund que lo auemos de vso e de costunbre de nos juntar, otorgamos e conosçemos que fazemos e establecemos por nuestros suficientes procuradores a Joan Ferrández, escriuano público del dicho Real, vezino del dicho lugar Mançanares, e a Alfon García, fijo de Pascual García, vezino del Colmenar viejo, e a Pascual Ferrández, fijo de Frutos Gil, vezino del dicho lugar Colmenar, a todos tres e a cada vno dellos por sy, especialmente para que por nos e en nuestro nonbre puedan o pueda tratar e seguir vn pleito que es entre el dicho Real de Manzanares e la Villa de Madrid e su tierra, sobre rrazón del repartimiento de los términos e pastos que son entre Madrit e el dicho Real, e que puedan pueda tomar juezes para librar el dicho pleito e declarar la dicha contienda, e término o términos, e consentir en el juez o juezes que por amas partes fueren tomados o tomado por juez o juezes del dicho pleito, e para les otorgar poder e conpromiso, si mester fuer, e para fazer qualquier conpromisión o cualquier abenenzia que a ellos fuer bien visto e quisieren e por bien touieren. E sobrello o sobre cualquier cosa dello puedan pueda fazer e otorgar instromento público e conpromiso firme e valedero, e so çierta pena o penas, qual ellos o cualquier dellos quisieren o se abinieren a poner e otorgar, e que puedan pueda apartar e amojonar los dichos términos e pastos que son entre la dicha Villa de Madrit e su tierra e el dicho Real, e jurar en nuestras ánimas, si mester fuer. E toda cosa que por los dichos nuestros procuradores o por qualquier dellos en la dicha rrazón fuer fecho e dicho e otorgado, quier en caso de abenenvia o quier sea en caso de arbitraçión o conpromisión o en otra manera qualquier que por ellos sea fecho e otorgado a cualquier o a qualesquier que del dicho pleito ayan de ser juez o juezes, e lo ayan o aya de librar, quier sea por arbitraçión o abenençia o en otra manera qualquier, nos otorgamos de lo auer todo por firme e valedero, bien así commo sy por nos mesmos fuese fecho, dicho e otorgado, estando a ello presentes. Otrosí, que puedan pueda qualquier dellos presentar ante los dichos juezes o juez priuillejos o cartas o sentencias o otros rrecabdos cualesquier en nuestro nonbre, e testigos e proeuas, si mester fuer, e dezir de nuestro derecho contra lo que la otra parte presentare, e que puedan pueda concluyr e pedir sentencia o sentencias e oirlas, así interlocutorias commo difinitiuas, e consentir o apellar, sy mester fuer, e que puedan pueda cualquier dellos substituyr procurador o procuradores en su lugar e en nuestro nonbre en el dicho negoçio los que quisieren e los rreuocar quando quisieren, quedando ellos en un ofiçio de nuestros procuradores. E otorgamos de auer por firme e estable e valedero para sienpre todas las cosas e cada vna dellas que por los dichos nuestros procuradores e por qualquier dellos o por el substituydo o substituydos dellos o de qualquier dellos en el dicho negçio fuer fecho e dicho e rrazonado e abenido e otorgado e prometido, e de non yr contra ello nin contra parte dello por alguna rrazón en ningund tienpo del mundo, mas que sienpre quede valedero, bien asy commo si por nos mesmos fuese fecho e otorgado e pleyteado e abenido, estando a ello presentes, releuándolos que non den fiadores por nos. Ca nos obligamos a ello todos nuestros bienes auidos e por auer so la cláusula que es dicha «judicio sisti judicatum solui», con todas sus cláusulas. E por que esto sea firme e çierto e non venga en ello dubda, otorgamos esta carta de procuraçión ante Alfonso Martínez, escriuano público del dicho Real, que es fecha en el dicho lugar Mançanares, martes, veynte e dos días de enero, año del nasçimiento del nuestro Señor Ihesu Christo de mill e trezientos e nouenta e ocho años. Testigos rrogados que a esto fueron presentes, Martín Royz de Peñacerrada e Don Gil Andador e Joan Sánchez, fijo de Joan Ferrández, vezinos del dicho logar Mançanares. E yo el sobre dicho Alfonso Martínez, escriuano público en el dicho Real Manzanares, a merced de nuestro señor el Almirante Don Diego Furtado de Mendoça, fuy presente al otorgamiento desta carta de poder con los dichos testigos, e la escreuí, e en testimonio de verdad fiz aquí este mío signo.

-Yo Don Diego Furtado de Mendoza, Señor de la Vega, Almirante mayor de Castiella, otorgo e conozco que do liçencia e actoridat a uos los omnes buenos de los pueblos del mi Real del Manzanares, mis vasallos, o a quien vuestro poder touiere, para que podades loar e aprouar e confirmar e alargar la conpusiçión e abenencia que fasta aquí era entre vosotros el Conçeio e omnes buenos de la Villa de Madrit e su tierra, sobre rrazón de los términos, pastos e leña, e caça, e fazer caruón del dicho Real de Mançanares e de la dicha Villa de Madrit por el tienpo e so las penas e condiciones e posturas que quisierdes e por bien touierdes. E por esta mi carta desde agora confirmo e me plaze e consiento en las tales abenençias e confirmaciones e posturas e condiciones e conpusiçiones que así fizierdes, e oblígome de non yr contra ello, e de lo auer por firme por el tienpo que lo vos otorgáredes. Dado en Madrit, dos días de febrero, año del nasçimiento del nuestro Saluador Ihesu Christo de mill e quatrocientos e dos años. El Almirante. Yo Iohan Sánchez, chançeller de mi señor el Almirante la fiz escriuir por su mandado.

E yo el dicho Francisco Ferrández en el dicho nonbre del dicho Conçeio de Madrit de la vna parte, e yo el dicho Johan Ferrández en el dicho nonbre de los dichos omnes buenos de los dichos pueblos del dicho Real de la otra parte, nos amas estas dichas partes abenidas a vna voluntad, otorgamos e connoscemos que por rrazón que en veynte e tres días de março de la era de mill e trescientos e nouenta e seys años, el dicho Conçeio de Madrit de villas e de aldeas de la vna parte, e Gutierre González de Açayas, alguazil del dicho Real, e Benito Pérez de Guadarrama, en nonbre e en boz de los dichos pueblos cuyos procuradores se mostraron, de la otra parte, por se quitar de pleitos e de contiendas que eran entre amas las dichas partes, sobre rrazón de los pastos e corta e caça de los términos de la dicha Villa de Madrit e del dicho Real de Manzanares, fizieron conpusición en qué manera vsasen amas las dichas partes de los dichos términos, segund que mejor e más conplidamente en la dicha conpusición se contiene, la qual es signada de los signos de Nicolás García e Esteuan Ferrández e Joan Rodríguez e Bartolomé Sánchez, escriuanos públicos de la dicha Villa de Madrit.

E agora, por quanto non nazca entre amas las partes pleytos nin contiendas sobre la dicha razón de los dichos términos, e por beuir en paz e en concordia e en sosiego amas las dichas partes, aprouamos la dicha conpusiçión e postura en todo segund que en ella se contiene. E yo el dicho Françisco Ferrández por nonbre del dicho Conçeio de Madrit pongo postura e firmeza por nonbre de la dicha mi parte en esta manera, conuiene a saber:

Que los del dicho Real que puedan paçer con sus ganados en término de Madrit de la manera e so la pena e en la forma que en la dicha conpusiçión se contiene, desde primero día deste mes de febrero en que estamos deste año de la fecha desta carta, fasta quatro años primeros siguientes, e demás de lo contenido en la dicha conpusiçión pongo con vos el dicho Joan Ferrández, en el dicho nonbre, que en todo este dicho tienpo que los caualleros que guardan los montes del término de Madrit, que non puedan leuar nin lleuen asaduras de los ganados nin otro derecho alguno que vinieren del dicho Real a paçer en los términos de la dicha Villa de Madrit en este dicho tienpo destos dichos quatro años, guardando los dichos ganados panes e viñas e dehesas, segund lo guardan los vezinos e moradores de la dicha Villa de Madrit e su tierra.

E desto yo el dicho Francisco Ferrández, en nonbre del dicho Conçeio de Madrit, e yo el dicho Joan Ferrández en nonbre de los dichos omnes buenos de los pueblos del dicho Real de Mançanares, otorgamos dos cartas en vn tenor, tal la vna commo la otra, para que tengan cada vna de las partes la suya para guarda de su derecho. E cualquier dellas que paresçier, que vala e faga fe en juyzio e fuera del, doquier que paresciesen, bien asi commo si amas a dos paresçiesen. Que fueron fechas en Madrit, tres días de febrero, año del nasçimiento del nuestro Señor Ihesu Christo de mill e quatroçientos e dos años. Testigos rrogados que estauan presentes, Alfonso López de Córdoua e Martín Royz, su omne, e Joan Sánchez aben Humayd, vezinos de Madrit, e Rodrigo Alfonso, fijo de Martín Pérez Nauarro, vezino de Leganés. Va escripto sobre rraydo o diz «dezir» e o diz «público» e o diz «nuestro», e escripto entre rreglas o diz «dicha», e non la enpesca.

Yo Pero Goncález, notario e escriuano público en Madrit por nuestro señor el Rey, ffuy presente a todo lo sobre dicho con los dichos testigos, e por licencia que he del dicho señor Rey lo fize escriuir para el dicho Conçejo e omnes buenos de Madrit, e fize aquí mío signo en testimonio de verdat.

E yo Iohan Alfonso de Madrit, escriuano de nuestro señor el Rey e su notario público en la su corte e en todos los sus rregnos, fuy presente a todo lo que sobre dicho es con los dichos testigos e con Pero González e Pero Alfonso, escriuanos públicos, e por liçençia que hé del dicho señor Rey lo fiz escriuir para el dicho Concejo e omnes bonos de Madrit, e por ende fiz aquí este mío sygno en testimonio de verdad, Iohan Alfonso, notario.

Yo Pero Alfonso, escriuano de nuestro señor el Rey e su escriuano e notario público en la su corte e en todos los sus rregnos, ffuy presente al otorgamiento desta carta con los dichos testigos e por actoridat que hé del dicho señor Rey lo fiz escreuir e en testimonio de verdat fiz aquí mío signo. Va escripto sobre rraydo o dize «dezir» e o dize «lo» e o dize «público» e o dize «nuestros».

DOMINGO PALACIO, Timoteo: Documentos del Archivo General de la Villa de Madrid, Tomo I, pp. 343-353. Madrid, Imprenta y Litografía Municipal, 1888.